fbpx

¿Cómo podemos ayudarle?

Revisión de MRI gratuita *

Hogar »» Condiciones de la columna vertebral »» Hernia de disco

¿Qué es un disco abultado?

Si le han diagnosticado un disco abultado, no está solo. Los discos abultados, también conocidos como protuberancias de disco, son una ocurrencia muy común en personas de todas las edades. La columna está formada por pequeños huesos redondos (vértebras) que están amortiguadas por discos amortiguadores. Estos discos presentan una carcasa resistente y fibrosa y un núcleo suave similar a un gel. La porción fibrosa externa de nuestros discos puede debilitarse debido a factores como el desgaste diario, las lesiones repentinas y el proceso natural de envejecimiento del cuerpo. La presión desde el núcleo interno del disco puede estirarse hasta el borde exterior, haciendo que el disco se abulte hacia afuera en una dirección.

Si no se trata, el disco abultado puede continuar estirándose hasta romperse, que se clasifica como hernia de disco. Los discos abultados y herniados generalmente permanecen asintomáticos; sin embargo, pueden causar molestias y discapacidades en varias partes del cuerpo si el disco comprime una raíz nerviosa adyacente o la médula espinal.

Síntomas del disco abultado

Debido a que un disco abultado no siempre desencadena síntomas obvios, muchas personas tienen un disco abultado sin darse cuenta. Mientras la porción abultada del disco no presione contra un nervio cercano, no se presentan síntomas. Cuando el disco abultado causa un nervio pellizcadoSin embargo, puede comenzar a experimentar síntomas. Algunos de los síntomas de disco abultado más comunes incluyen:

  • Dolor que se irradia a través de los brazos o las piernas.
  • Dolor localizado alrededor del área del disco abultado.
  • Debilidad muscular en la parte inferior del cuerpo.
  • Entumecimiento localizado o radiante y sensaciones de hormigueo
  • Rigidez en el cuello

Si le preocupa que sus síntomas puedan deberse a un disco abultado, debe consultar a su médico para confirmar un diagnóstico. Antes de su cita, mantenga un registro de sus síntomas y cómo responden a la actividad física (o inactividad). Esto ayudará a su médico a determinar los métodos de diagnóstico y el plan de tratamiento más apropiados para su dolor de cuello o espalda.

¿Dónde puede ocurrir un disco abultado?

Los síntomas del disco abultado pueden variar según la ubicación del disco lesionado en la columna vertebral. Un alto porcentaje de discos abultados se producen en la parte inferior de la espalda, o el área lumbar, de la columna vertebral. Los más comunes disco abultado lumbar se observa entre las vértebras lumbares L4 y L5, y entre las vértebras L5 y S1, causando dolor en el nervio L5 o el nervio espinal S1, respectivamente. El nervio ciático (el nervio más largo y más grande del cuerpo) recibe neuronas de los nervios espinales L3 a S3. Si el disco abultado incide sobre uno o más de estos seis nervios espinales, podría provocar dolor en el nervio ciático. El dolor ciático se origina en la parte baja de la espalda, se irradia a través de las nalgas, baja por la espalda hasta la pierna y puede extenderse hasta el pie.

Los discos entre el área del cuello, o las vértebras cervicales, también pueden abultarse. Si la compresión de la raíz nerviosa ocurre en la región cervical o superior de la columna vertebral, síntomas de disco abultado se manifestará en el cuello con radiación al área escapular, hombro, brazo, antebrazo y mano.

Causas del disco abultado

Entendiendo el causas de discos abultados puede ayudarlo a evitar actividades que puedan empeorar sus síntomas. Un disco abultado se produce cuando la cubierta exterior resistente del disco se debilita, lo que provoca que su núcleo blando presione contra la cubierta y sobresalga hacia afuera. Si bien puede haber varias causas para un disco abultado, este debilitamiento a menudo está relacionado con la edad. A medida que envejecemos, los discos de la columna y otros componentes comienzan a perder contenido de agua y se vuelven cada vez más frágiles. Si bien el proceso de envejecimiento natural no se puede evitar, algunas actividades y comportamientos aceleran el proceso de degeneración espinal y aumentan el riesgo de protrusión discal a una edad más temprana. Para ayudar a mantener una buena salud de la columna, considere:

• Perder el exceso de peso.
• Comer una dieta balanceada y rica en nutrientes.
• Dejar de fumar y otras formas de consumo de tabaco.
• Mantener una buena postura.
• Evitar los deportes y ejercicios de alto impacto.

Además, asegúrese de proteger su espalda al levantar objetos, realice ejercicios regulares de bajo impacto para fortalecer los músculos centrales y adopte una rutina de estiramiento suave. Estos comportamientos pueden ayudar a mantener su columna vertebral sana y a evitar discos abultados a medida que envejece.

A pesar de tomar medidas para mantener una buena salud de la columna, los discos abultados a veces pueden ocurrir en personas sanas. Existen varias técnicas que se pueden utilizar para confirmar la presencia de un disco abultado, incluidas las imágenes de rayos X, una tomografía computarizada (TC) o una resonancia magnética (resonancia magnética). Después del diagnóstico de un disco abultado sintomático, su médico le recomendará tratamientos diseñados para aliviar los síntomas, como reposo, ejercicios y medicamentos. A menudo, los síntomas que surgen de un disco abultado se pueden manejar de manera efectiva con estos tratamientos conservadores. Sin embargo, si el tratamiento conservador falla, su médico podría recomendarle una cirugía para abordar la causa subyacente del dolor.

Tratamiento de disco abultado

Su curso ideal de tratamiento del disco abultado variará según los detalles de su diagnóstico. Por ejemplo, sus síntomas y la ubicación específica del disco abultado en su columna vertebral influirán en su plan de tratamiento. Sin embargo, en términos generales, un médico puede recomendar primero un curso de enfoques conservadores como:

• Terapia física - para fortalecer y estirar los músculos que sostienen la columna vertebral
• Medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE) - para proporcionar un alivio temporal del dolor y la inflamación
• Ejercicios suaves de estiramiento - para alargar los músculos del cuello y la espalda y promover una alineación espinal adecuada
• Uso alternativo de compresas de hielo y almohadillas térmicas. - para adormecer el dolor, reducir la inflamación, aliviar los músculos tensos y mejorar la circulación alrededor del área lesionada
• Inyecciones antiinflamatorias - para proporcionar un alivio temporal pero potente del dolor
• Modificaciones de estilo de vida - como participar en ejercicios regulares de bajo impacto, comprar calzado más cómodo y usar un aparato ortopédico para ayudar a mantener una buena postura.

Además, algunos pacientes con abultamiento de disco eligen explorar opciones de tratamiento alternativas como yoga, atención quiropráctica, acupuntura y suplementos herbales. La efectividad a largo plazo de estos métodos varía para la condición de cada paciente, aunque algunos pacientes reportan resultados positivos. La mejor manera de determinar el plan de tratamiento de disco abultado ideal para sus necesidades es hablar con su médico. No tenga miedo de hacer preguntas o expresar cualquier inquietud que pueda tener sobre su diagnóstico o el proceso de tratamiento.

Tratamiento quirúrgico para discos abultados

Muchos pacientes pueden encontrar alivio de los síntomas del disco abultado mediante una combinación de tratamientos conservadores y modificaciones en el estilo de vida. Aún así, la cirugía de columna para aliviar la presión sobre un nervio comprimido o reparar el disco abultado a veces puede ser clínicamente apropiado si varias semanas o meses de tratamiento conservador no alivian los síntomas graves.

Si bien la cirugía tradicional de columna abierta implica incisiones largas, hospitalización costosa, riesgo quirúrgico significativo y un período de recuperación prolongado e incómodo, las alternativas mínimamente invasivas abordan la causa subyacente del dolor a través de una o algunas incisiones pequeñas.

Cirugía mínimamente invasiva para discos abultados

El enfoque de USA Spine Care para el tratamiento del disco abultado es único. Nuestros procedimientos requieren una incisión de menos de 1 pulgada y se realizan de forma ambulatoria. De hecho, muchos de nuestros pacientes se levantan y caminan pocas horas después de la cirugía. En comparación con las operaciones tradicionales de columna abierta, la cirugía mínimamente invasiva a USA Spine Care implica menos riesgo de complicaciones y períodos de recuperación más cortos. Además, nuestros procedimientos han recibido un puntaje de satisfacción del paciente del 98 por ciento.

Póngase en contacto con el equipo dedicado en USA Spine Care hoy para aprender más sobre nuestros cirujanos, centros de cirugía de clase mundial o nuestro enfoque mínimamente invasivo para la cirugía de disco abultado. Podemos proporcionarle una revisión gratuita de MRI * para determinar si puede ser candidato para nuestros procedimientos

Examinar recursos relacionados

La osteoartritis es una forma común de artritis que implica la degradación natural del cartílago articular que puede provocar inflamación de las articulaciones en todo el cuerpo y el desarrollo de espolones óseos. Debido al estrés que se ejerce sobre la columna al soportar el peso y los movimientos básicos, la artritis de la columna se presenta en una gran cantidad de personas.

Aunque esta afección le puede pasar a cualquiera y no hay forma de evitarla por completo, algunas personas tienen un mayor riesgo de desarrollar artritis de la columna que otras. Ya sea que le hayan diagnosticado artritis espinal o esté tratando de prevenirla, comprender mejor quién está en mayor riesgo de padecer esta afección puede ayudarlo a realizar los cambios de estilo de vida necesarios para promover mejor su salud espinal.

Factores de riesgo de artritis de la columna

Estos son algunos de los factores específicos que pueden hacer que una persona corra un mayor riesgo de desarrollar artritis de la columna vertebral:

  • Edad avanzada. La osteoartritis es causada principalmente por el proceso de envejecimiento natural. Con el tiempo, nuestros cuerpos se secan, lo que puede hacer que el cartílago de las articulaciones se seque, se vuelva quebradizo y más propenso a desgastarse.
  • Tener sobrepeso u obesidad. Cargar peso corporal adicional aumenta la tensión en las articulaciones, lo que con el tiempo puede acelerar su degradación natural.
  • Genética y defectos de nacimiento. Las personas con antecedentes familiares de artritis de la columna tienen un mayor riesgo de desarrollarla, así como las personas que nacen con deformidades en los huesos o las articulaciones.
  • Postura pobre. Una postura incorrecta puede ejercer una tensión desigual en las articulaciones, haciendo que algunas se desgasten más rápidamente.
  • Sexo. Aunque las causas no se comprenden completamente, las mujeres tienen más probabilidades que los hombres de desarrollar artritis espinal.
  • Factores de estilo de vida. Fumar, consumir alcohol en exceso, ser demasiado sedentario, tener una mala alimentación y practicar deportes de alto impacto pueden tener un impacto negativo en la salud de las articulaciones.

Tratamiento de la artritis de la columna

Para los pacientes diagnosticados con artritis de la columna vertebral, los médicos generalmente recomendarán primero un curso de tratamientos conservadores como medicamentos antiinflamatorios, fisioterapia, masajes, terapia de calor y terapia de frío. También es importante abordar cualquier factor de riesgo controlable que pueda empeorar la afección, incluido dejar de fumar, mejorar la postura y controlar el peso.

En muchos casos, es posible mantener un nivel cómodo de actividad llevando un estilo de vida saludable y siguiendo un plan de tratamiento conservador, pero los pacientes pueden comenzar a explorar opciones quirúrgicas si pasan semanas o meses sin encontrar alivio. Si es así, contacto USA Spine Care para obtener más información sobre nuestra cirugía de columna mínimamente invasiva. Nuestros procedimientos no ofrecen a los pacientes una recuperación prolongada y menos riesgo de complicaciones en comparación con los procedimientos tradicionales de cuello abierto o espalda. ^

Si desea saber si es un potencial candidato Para uno de nuestros procedimientos ambulatorios, solicite su revisión de resonancia magnética gratuita * a un miembro de nuestro equipo dedicado.

SUBIR Botón Llamar ahora
es_ESSpanish